Durante esta semana, el equipo de Kompakt aterriza en Barcelona por partida doble. Por un lado, el viernes 15 se celebra una fiesta en Nitsa con varias sesiones y actuaciones en directo. Por otro lado, se abrirá una pop up store, donde el público podrá tocar son sus manos los discos que la casa publica y diferentes chucherías promocionales.

En OCIMAG hemos hablado con varios de los artistas convocados a estos eventos acerca de su relación con Kompakt y Speicher, la serie dedicada a los DJs que hace poco alcanzó los 100 volúmenes. La segunda de estas conversaciones tiene como protagonista a Kölsch, uno de los artistas más queridos y representativos del sello, donde ha publicado una trilogía de álbumes que traducen sus recuerdos de infancia a ritmos electrónicos y melodías gaseosas, pero también un puñado de maxis de alto voltaje.

Has sido un artista de Kompakt durante los diez últimos años. ¿Cómo entraste en contacto con el sello?Michael Mayer me mandó un correo electrónico en 2009, para preguntarme si me apetecía grabar un maxi para la serie Speicher. Había escuchado algunos de mis temas y le gustaban, así que no pude hacer otra cosa que aceptar. Desde entonces, han apoyado todas mis ideas y me han ayudado a ir alcanzando todas las metas que me he planteado. Formar parte de Kompakt ha sido como encontrar a una nueva familia.

Tienes otros alias, algunos muy interesantes, como Ink & Needle o Tattoorecs, pero nunca has publicado un disco de Kölsch fuera de Kompakt. ¿Ves ese proyecto como parte indisoluble del sello?En la actualidad no mantengo ninguno de esos alias, los he ido aparcando a medida que Kölsch tomaba forma. Con este proyecto siento que estoy en el lugar apropiado, tengo espacio para experimentar y para hacer lo que me apetezca. Y por esa misma razón, no siento la necesidad de publicar en otros sellos: Kompakt es el hogar perfecto para mí.

Empezaste a publicar discos relativamente mayor, cerca de los treinta años. ¿Cómo ha influido ese factor en tu manera de producir?En realidad, tenía bandas y proyectos antes que eso. Publiqué mi primer disco como Artificial Funk en 1995, cuando tenía diecisiete años, y no he parado de producir desde entonces. Durante todo ese tiempo, he aprendido a refinar mis habilidades. Al principio tenía problemas a la hora de realizar las mezclas y para diseñar los sonidos que tenía en la cabeza. Pero esas cuestiones son ahora mismo completamente naturales para mí, así que puedo dedicar toda la atención a los aspectos compositivos. Algo que resulta muy liberador, porque estoy obsesionado con la idea de encontrar el tema perfecto. Imagino que esa es la razón por la que publico pocos discos.

Has firmado varios maxis en la serie Speicher, que son muy diferentes al material que grabas para tus álbumes. ¿Cómo enfocas la producción de estos temas? ¿Tienes en mente la estética habitual del sello, o mandas varios temas para que ellos escojan cuáles encajan mejor?La serie Speicher está pensada para los DJs, son maxis para la pista de baile, así que intento utilizar recursos que ayuden a esa misión. Un álbum es una experiencia diferente, en la que importan mucho cómo van progresando las canciones y qué relaciones se establecen entre ellas. Por eso, en algunas ocasiones he regrabado temas que había hecho para Speicher desde otra perspectiva, con idea de que encajaran mejor en los álbumes.

Estarás pinchando en la Pop-up Store de Kompakt. Como DJ, ¿cómo preparas tus sesiones? ¿Planteas algún tipo de ideas en función del público o del local donde vayas a pinchar?Por supuesto, eso forma parte del arte del DJ. Pero también creo que la preparación previa tiene que dejar un cierto margen para permitir cambios en la atmósfera, ese es el auténtico desafío. En mi caso, suelo pensar en los próximos cinco discos que voy a poner después del que está sonando en cada momento; me gusta saber hacia dónde voy para poder prestar atención al público y comprobar cómo está percibiendo los cambios y las fluctuaciones de energía. Al final, una sesión es como un elegante baile de energías, es lo que lo hace tan divertido.

Para terminar, como este artículo pertenece a una serie especial alrededor de Kompakt, ¿puedes contarnos cuatro o cinco temas del sello que hayan sido especiales para ti a lo largo de estos años?Gregor Schwellenbach “Spielt 20 Jahre Kompakt”. Es un disco relativamente reciente, pero no había visto antes a un compositor clásico tratar el techno con tanto respeto y delicadeza. Creo que Gregor es un genio, alguien que de verdad entiende la naturaleza interior de la música electrónica, y eso me hace muy feliz.

Gus Gus “Within You”. Posiblemente el mejor tema de techno que se ha hecho nunca. Todavía sigo pinchándolo en casi todas mis sesiones. Es una cuestión de magia.

Matzak “Magneto”. Este tema es una mezcla perfecta entre energía y progresión. Siempre me ha gustado la manera en la que va creciendo, tan musical y al mismo tiempo tan efectiva. Un clásico.

Michael Mayer “Pride is weaker than love”.  La mejor ejecución posible de lo que debería ser un tema de techno con significado. Las letras son sencillas pero honestas, es como punk techno.

Voigt & Voigt “Bum Bum Bar”. Este tema ha sido uno de mis favoritos durante este último año. Un hit extraño y maravilloso. No tiene sentido, y posiblemente por eso lo adoro.

 

KOMPAKT POP UP STORE
Del 14 al 16 de junio de 2018
Bar 33/45, Joaquin Costa 4, El raval, Barcelona
3345.struments.com

KOMPAKT :: NITSA
Viernes 15 de junio de 2018 / Nitsa (Apolo), Barcelona
Comprar entradas.
www.nitsa.com

kompakt.fm

Meet me in the Kompakt pop up store

MICHAEL MAYER

PATRICE BÄUMEL

Textos y entrevistas: Vidal Romero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *