Suvirtiendo el tópico de la sensualidad brasileña, Gui Boratto ha sabido hacerse un sitio en el catálogo de la fría y cerebral Kompakt. Protegido por el sello alemán, el paulista ha desarrollado una carrera personal, llena de influencias diversas que ha sabido hacer confuir en un estilo que parte de la pista, pero que no acepta ninguna de sus servitudes, por lo que se ha convertido, casi sin quererlo, en un personaje respetado y, al mismo tiempo, alejado de hype. Siempre amable y didáctico, es un placer hablar (aunque sea a través del frío e-mail) con un tipo que ya hace tiempo que sabe que aparte de complacer a la audiencia, su principal reto y satisfacción es complacerse a sí mismo haciendo algo tan sencillo como divertir, y sobre todo divertirse, creando, experimentando, dejándose llevar, en lugar de repetir una y otra vez cánones o ideas ajenas.

Veo que esta temporada estás actuando de nuevo mucho en Barcelona e Ibiza. ¿Has vuelto a establecerte en Barcelona? Vivo en São Paulo, siempre he vivido allí, pero durante los meses de verano en Europa, de mediados de junio a fines de agosto o septiembre, estoy en Barcelona con toda mi familia. Mi hija tiene vacaciones durante ese periodo y yo estoy yendo y viniendo entre vacaciones y tours. Es muy agradable estar en Barcelona, una de mis ciudades favoritas. He hecho esto desde 2006, nueve años hasta ahora. Hablando de Ibiza, normalmente actúo una o dos veces cada año. En la última década, puedo decirte que al menos una vez cada verano. Toqué en el DC-10 hace mucho tiempo, Amnesia, Pachá, Booom y Eden algunas veces en la fiesta de Pete Tong. Este año fui al Space al debut de la residencia de Kompakt.

¿Es muy importante para ti salir de gira para presentar las canciones después de publicar un nuevo disco? ¿Lo consideras promoción o el directo es el medio donde mejor de expresa la esencia de tus temas? Bien, por supuesto hacer un tour después de publicar un disco es superimportante, pero, para ser honesto, no hago ningún parón después o antes de publicar un álbum. He estado de gira sin interrupción durante toda la última década; mientras, he publicado cuatro álbumes, un montón de lanzamientos en diferentes sellos, remezclas y todo tipo de material. Tiendo a tocar mis producciones más recientes, incluso antes de que se publique el álbum. Siempre estoy tocando algo de mi último disco, así que normalmente no hay un show ‘oficial’ de cada nuevo álbum. Especialmente por que cuando toco en directo acostumbro a incluir también material antiguo. Hay mucha gente que espera las canciones de Chromophobia (Kompakt, 2007), de Take my Breath Away (Kompakt, 2009), de III (Kompakt, 2011), y también remezclas del pasado. Es siempre un verdadero cajón de sastre. Ahora, en 2015, efectivamente estoy tocando mucho de Abaporu (Kompakt, 2014).

Tus LP siempre me han parecido enfocados como obras completas en sí mismas, más que como una colección de 12” publicados previamente. Soy músico, lo que más amo es la experimentación, por eso publico álbumes. Es como escribir libros y explicar historias, como cuando puedes visitar diferentes lugares, experimentar nuevas texturas y componer música, sin ningún tipo de compromiso con la pista. Por supuesto, todos mis 12” se centran en la pista, muy orientados al club. El LP es diferente. Y, además, no hay motivo para incluir los temas de los 12” en los álbumes, ya que ya se encuentran disponibles.

A veces parece que pese a formar parte de la escena de baile tus intereses van mucho más allá. Somos lo que vivimos. Somos una reflexión de lo que vemos y de lo que sentimos. Por supuesto, mi background está muy lejos de la escena nocturna. Por lo menos, al inicio de mi carrera. Después de años de ser un nerd de estudio y publicar en sellos de techno, empecé a actuar en clubs y en festivales. Así que sí, formo parte de la escena electrónica, pero no solo eso.

Por ejemplo, siempre has preferido hacer directos en lugar de Dj sets. Eso se debe a que no soy un Dj. Puedo mezclar con vinilos, CD, ordenadores, etc., pero realmente no compro música. Al menos no como un Dj, que rebusca prácticamente cada día. Además, también me gusta mezclar y manipular con mis stems y con partes de mis propios temas. Es muy divertido. De cuando en cuando, está bien actuar como Dj, poniendo música que me gusta, de amigos, de productores a los que admiro…

¿Qué opinas de la explosión de productores convertidos en nuevos DJ que no saben mezclar por sí mismos? En primer lugar, no juzgo lo que la gente puede o no puede hacer. Lo más importante es la integridad. Me sentiría muy mal si mintiera al público, especialmente a los que apoyan mi trabajo y mi música. Y, ¿sabes?, voy a decirte una cosa: ellos saben si estás siendo honesto o no.

Más allá de la EDM, con el descenso de las ventas de discos, los productores tienen que ganarse la vida como DJ, y eso está focalizando la escena electrónica en la pista de baile. Tus discos parten del techno, pero con muchas otras influencias. ¿Crees que un artista nuevo podría publicar un disco de debut como Chromophobia ahora mismo? Por supuesto que deben hacerlo. Yo era un desconocido cuando publiqué Chromophobia en 2007. Al ser tan extraño, se convirtió en un disco icónico que impulsó mucho mi carrera. Pero debo admitir que no habría sido posible publicar mi tercer disco, III, si ese disco fuera mi debut. De todos modos, es difícil de decir: el mercado es una caja de sorpresas.

Siempre has sido usuario sobre todo de hardware. ¿Es verdad que le compraste un sinte a Vincent Gallo? ¿Cómo fue la historia? Jajaja, empecé con sintetizadores analógicos, samplers, cajas de ritmos y equipos de grabación. También me gustan algunos sintetizadores de software, los plugins y por supuesto los ordenadores, que lo hacen todo más fácil. Hace años estaba intentando encontrar el fantástico VCS-3, de Electronic Music Studios Ltd. de Londres. Finalmente encontré uno en eBay. Empecé las negociaciones y descubrí que ese ejemplar había pertenecido a Vincent Gallo. Bien, la verdad es que tenía miedo de comprar algo tan caro en Internet. Había oído algunas historias terroríficas sobre gente que compraba cosas y que nunca llegaba a recibir, pero lo compré.

Siempre hay al menos un tema vocal en cada uno de tus álbumes. ¿Nunca has pensado en publicar un disco entero de canciones cantadas? Es algo que siempre está en mi cabeza. Creo que acabaré haciendo algo así como unGui Boratto’s Best of… con mis canciones más importantes y, por supuesto, la mayoría de mis temas vocales.

Sé que es tu mujer, Luciana, quien suele cantar esos temas. ¿Cómo consigues convencerla para que cante para ti? En primer lugar, tengo que convencerla a ella. No es una cantante profesional en absoluto. Los dos necesitamos mucha paciencia para grabar una canción, pero es una gran experiencia cuando lo conseguimos. Es realmente nuestro momento.

Posiblemente tu olaboración con ella sea Beautiful Life, de Chromophobia. Siempre me ha gustado ese tema: soleado en la melodía cantada, pero, a la vez, oscuro, con esa línea de bajo tan New Order. ¡Tienes toda la razón! No sé de dónde me vino esa idea, simplemente apareció en mi cabeza. Por supuesto, solo hay un tipo que toque el bajo de esa manera: Peter Hook. Así que después de darme cuenta de que necesitaba una línea de bajo de ese tipo, supuse que era un homenaje íntimo a una de las bandas más importantes de la historia.

Como arquitecto ¿qué opinas de todos los cambios relacionados con la preparación de los Juegos Olímpicos de Rio 2016? Aquí en Barcelona los Juegos fueron una buena experiencia para atraer al turismo, pero algunas zonas de la ciudad fueron transformadas en algo nuevo sin tener en cuenta a la gente que ya vivía allí. Los Juegos Olímpicos de Barcelona siempre se citan como de los mayores ejemplos de lo que este tipo de iniciativas pueden conseguir. En nuestro caso, no creo que el resultado final se parezca al de Barcelona. La corrupción de mi país me hace sentirme avergonzado, realmente apenado. Creo que, por lo menos, conseguiremos disminuir la criminalidad.

Finalmente, hablemos de tu último lanzamiento, una colaboración con MixHell, la banda de Iggor Cavalera (exbatería de Sepultura). Veo que es una colaboración, no una remezcla. ¿Fue él quien te contactó? ¿Hay más temas previstos? Hace años que conozco a Iggor. Publicamos un tema en Kompakt llamado Plie, que únicamente se puede encontrar en el recopilatorio Kompakt Total 11 (Kompakt, 2010). Más tarde, creó un nuevo proyecto con su esposa, Laima Leyton, MixHell. Iban a sacar un disco en Boysnoize Records, Spaces (Boysnoize, 2013), y me pidieron que lo coprodujera y lo mezclara. Por supuesto, tras dos meses de trabajo en mi estudio la relación se había estrechado mucho y empezamos a componer juntos. Animal Machine es una de las últimas ideas que hice con ellos, con Azari & III. Cuando el disco estaba casi acabado, sugerí sacarlo del álbum y publicarlo en mi nuevo sello D.O.C. Me encantó, pero aún me gustó más la remezcla de Salazar Knox.

kompakt.fm
www.guiboratto.com

Entrevista: Half Nelson

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *