En el municipio vizcaíno de Getxo encontramos uno de los spots más emblemáticos de la escena del skateboarding europeo. La Kantera es un clásico en la comunidad skater española, un lugar mágico con vistas a un acantilado y a escasos metros del mar y la playa. Construido en 1987 entre las ruinas de un antiguo caserón sobre la playa de Arrigunaga, en Algorta, este skatepark marca el inicio oficial de la cultura del skateboarding en España. Sus bowls, módulos y transiciones cuentan la historia de un proyecto apasionante que salió adelante gracias a un pequeño grupo de jóvenes dispuesto a sentar las bases de un deporte que iba a perfilar una nueva manera de entender la vida. Treinta años después, La Kantera Skatepark se ha convertido en todo un santuario de la cultura del skate, por el que han pasado los grandes riders nacionales e internacionales; un lugar de peregrinación ineludible al que acuden skaters de todo el mundo para desplegar su creatividad y disfrutar del arte del skate en un emplazamiento de ensueño, bien arropado por los locales, gente apasionada que se esfuerza por mantenerlo siempre a punto. Un lugar donde la magia ocurre en cada sesión.

Texto: Rosario Muñoz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *